19.9.10

Ejercicio La Controversia de Valladolid. Prergunta 1

El siguiente ejercicio lo deben contestar a más tardar las 22:00 hrs del día de hoy, con comentarios en las siguientes entradas.




Cuenta como un comentario crítico.

El ejercicio del viernes, sobre Hijo de hombre, contó como asistencia y participación. En su momento se harán comentarios en clase.

Saludos

Pregunta 1.


  • Investiga: El debate de la Controversia de Valladolid no tenía como objetivo establecer si los indígenas tenían alma o no, sino para…

14 comentarios:

Rosana dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Rosana dijo...

Perdón, me equivoqué en el comentario anterior.

Tomando en cuenta la idea aristotélica de que existen diferencias jerárquicas entre las razas de hombres, el debate pretendía concluir si los indígenas eran o no inferiores a los españoles y, con base en esta conclusión, establecer la manera en que España debía proceder en la conquista de América.

Alma Aurora Zapién dijo...

Determinar si los indios eran hombres, animales u otra cosa era como el pretexto, la máscara o uno de los aspectos más superficiales de la cuestión. El objetivo era, más bien, bajo el supuesto de que efectivamente son hombres (y de la clase de hombres con la capacidad de desarrollar su intelecto), determinar cuáles iban a ser sus derechos cuidando siempre las concecuencias económicas que podrían derivarse del cambio de status de los indios y, en última instancia, legitimar la empresa de conquista fundamentándola sobre un firme basamento teológico así como también establecer el proceder de este proceso civilizatorio.

martin breeg dijo...

Se buscaba concluir si los indígenas eran humanos o animales, lo cual significaría una nueva forma de ver el problema de América y sus relaciones con Europa.

El fervoroso alegato de Fray Bartolomé de las Casas constituía un llamado a la cordura por parte del pueblo español tras un largo periodo de sometimiento y, más aún, de aniquilación al que los indígenas estaban expuestos.
Por otro lado, estaba Ginés de Sepúlveda que se pronunciaba a favor de la destrucción de los pueblos indígenas, con base en el discurso aristotélico de las categorías.

-Martín Peralta

martin breeg dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Diana Deyanira López dijo...

El debate buscaba determinar si los indígenas eran hombres libres por naturaleza (tal como defendía Fray Bartolomé) y merecían un trato justo y equiparable al del resto de "hombres libres" o si en realidad eran esclavos por naturaleza, en cuyo caso, justificaría la servidumbre y explotación a la que eran sometidos. Básicamente, se buscaba deliberar el modo en que los indios servirían al sistema económico colonial y de paso justificar los motivos de la conquista.

Georgina Heredia dijo...

Para que Europa tomara acciones adecuadas con lo que significaba el que los indígenas fueran hombres. Para saber qué hacer con ellos desde el punto de vista económico y social. Una vez más, se buscaba ejercer un control que se habían autoadjudicado por su "supremacía".

Paulina Del Collado dijo...

1. Que los indios eran una "categoría de humanos" no estaba en duda; más bien el fin de la controversia era resolver un problema que ya algunos cronistas y pensadores, con posturas muy distintas, empezaban a esbozar (como el mismo Fay Bartolomé, Francisco Lóez de Gómara, Colón, Anglería, etc.): ¿ qué hacer con estos hombres, iguales en espíritu y capacidades, pero radicalmente distintos en cuanto a trasfondo cultural? ¿cuál era el siguiente paso? Era claro para muchos que debía de restaurarse su libertad y se les debía de dotar de derechos, para otros (como bien representa el peninsular que irrumpe en la controversia) significaban mano de obra gratis. No eran màs que objetos económicamente convenientes.

Carmen Fuentes dijo...

La controversia fue para crear una justificación teológica y jurídica para –partiendo de que los indígenas eran hombres- declarar su derecho a aceptar el cristianismo y ser evangelizados; y su derecho a la libertad y la propiedad, modernas.

Itzel dijo...

La controversia tenía como fin, dando por hecho que los indios tenían alma y por tanto eran humanos, definir la legitimidad de la conquista española. Ambas posturas tenían como base la dicotomía entre civilización y barbarie: los participantes pensaban a la barbarie como una etapa, el debate se entablaba en la validez que tenía una civilización como España a civilizar a los pueblos bárbaros.

Itzel Cisneros Mondragón

Karen Díaz dijo...

establecer qué tipo de trato merecían los indígenas de la Nueva España. Para esto se necesitaba llegar a la conclusión de la naturaleza de éstos. Eran hombres, o no, si lo eran qué condición tenían. Para Las Casas esta discusión era absurda puesto que la semejanza de los españoles con los indígenas era muchísima, las evidencias de la humanidad de aquéllos eran lógicas, y además mostraban una calidad humana en muchos casos superior a la de los españoles. Por otro lado Sepúlveda los mira a veces como seres que no pertenecen al género humano, otras tantas como humanos pero de la más baja calidad, dejándoles como único provecho el ser esclavos, de acuerdo a Aristóteles. En ambos casos lo que se buscaba era encontrar cuál era el trato que se debía de darles a pesar de lo que ya había sucedido en cuanto a esto.

Diana dijo...

sino para... simple, encontrar una "justificación" relativamente 'lógica' para explotar al indio... si no tenía alma, no contaba como persona, no tenía derechos, no tenía humanidad, así que no era más que otro animal como el buey... y aceptar eso, POR SUPUESTO, con respectivos los beneficios económicos de tener una fuerza más de trabajo mal pagada (en realidad... sin pago).

Anónimo dijo...

El objetivo del debate era reflexionar sobre el papel social que tendrían los indígenas en una Nueva España donde los crímenes e injusticias son ya muy evidentes e insoslayables y que van en contra de los ideales humanísticos; aunque también quizá para introducir el comercio de africanos considerados inferiores a cualquier otra raza.
Alejandro Martínez Cano.

Anónimo dijo...

Los indios si bien eran vistos como hoy día los de clase baja, osea mano de obra barata, más bien exploraba terreno Ginés, como en un campo de batalla, que era el territorio por aquéllos tiempos, militarmente hablando debía analizarse cuidadosamente no sólo o el terreno sino los adversarios, así que como en un partido de ajedrez, tratan de dejar a los indios en la más baja categoría, la de los peones, cosa que vemos en la actualidad cuesta caro ya que siguen en pie, luchando y provocándole dolor de cabeza a los gobernantes supresores.
Sara Ochoa Garduño